Descubre, compara y reserva tu

Surf camp en Brasil

El surf en Brasil

País de la samba, de la caïpirinha, del fútbol y de la fiesta, Brasil hace soñar más allá de sus fronteras. Este gigantesco país situado en América del Sur se extiende en más de 8 millones de kilómetros cuadrados, desde la cuenca amazónica al norte hasta las Cataratas de Iguazú al sur. Los turistas afluyen cada año para asistir al reputado carnaval de Río, admirar la playa de Ipanema en la cima de Corcovado donde surfear olas inolvidables!

En Brasil, el surf es practicado por los locales desde los años 70 y es considerado como el segundo deporte nacional. Y con razón, el país se extiende en más de 8000 km de costa a lo largo del Océano Atlántico, en la que los riders tienen múltiples posibilidades de encontrar la ola perfecta. Al margen de las sesiones de surf, Brasil ofrece a los viajeros una riqueza natural indescriptible, de la exuberante Amazonia a las impresionantes cataratas de Iguazú, de las interminables playas de arena blanca a los bosques tropicales... ¡Para despejarse y volver con los ojos brillantes!

Surf camps en Brasil

Hay muchos surfcamps en Brasil. ¡Hemos seleccionado para ti lo mejor de ellos para que vivas una experiencia inolvidable durante tus próximas vacaciones en México !

Descubre surf camps en Brasil

Por qué venir a surfear a Brasil

Oleaje todo el año

En Brasil, no hay estación fija. En efecto, el país es tan grande que el clima cambia en función del sitio dónde se encuentre. El sur del país se caracteriza por un clima casi mediterráneo y el norte, por un clima tropical húmedo. Al sur y sobre todo en las ciudades de Río de Janeiro y Sao Paulo, el invierno se extiende junio a septiembre con un clima suave, y el verano, de diciembre a marzo con altas temperaturas. Al norte, más cerca de Ecuador, el calor es húmedo y pesado durante todo el año con una temperatura cercana a los 40 grados. Estos climas y estaciones impactan naturalmente sobre las condiciones de surf. En función del período en el que vaya, hará falta que se adapte a su destinación. En todo caso, ¡Brasil ofrece olas todo el año con una buena consistencia!

Spots mundialmente reputados

Es, evidentemente, imposible citar todos los spots de surf de Brasil. Por lo tanto, podemos mencionar los cinco principales y mundialmente reputados. En primer lugar, Itaúna, situado en Saquarema al norte de Río de janeiro. Apodado "Maracanã del surf", ¡Itaúna acoge cada año competiciones internacionales del ASP y ofrece olas de 3 a 4 metros de altura! Más al sur en la isla de Florianópolis, el spot de Praia de Joaquina es reputado por su larga izquierda de 300 metros. Atención, las corrientes son fuertes, por lo que está reservado a los buenos niveles y es muy preciado por los surfistas locales. Con la llegada del verano austral, los amantes de los tubos irán a hacer un tour al archipiélago Fernando de Noronha para descubrir la Mecque del surf brasileño, al spot de Cacimba do Padre. Un poco más accesible, Itamambuca, situado en Ubatuba al norte de São Paulo, contenta a los surfistas con derechas e izquierdas que pueden alcanzar hasta los 3 metros de altura y los 300 metros de longitud. Finalmente, no se pierda Corais, en Itacaré, un verdadero refugio de paz y de naturaleza a los bordes del bosque tropical. Este reef break ofrece olas que alcanzan hasta los 100 metros de longitud y los 2,5 metros de altura. ¡Después del sur, disfrute de un ambiente bohemio entre cursos de yoga, masajes y hamacas en la playa!

Un coste de vida asequible

La gran inversión durante un surf trip en Brasil es el billete de avión, que representa entre el 50 y el 60% del presupuesto total. Evite el período del Carnaval de Río porque los precios se inflan y los alojamientos son tomados por asalto. El coste de la vida varía en función de los sitios, pero fuera de las grandes ciudades, en los spots de surf todo es relativamente barato. Encontrará albergues juveniles a precios asequibles, pero también pensiones familiares y hoteles. Cuente con una treintena de euros por noche para dos personas en un buen establecimiento. En cuanto al transporte y la comida, todo es barato. Cuente alrededor de 9 € por día y por persona para las comidas y 5 € para los trayectos. Como en la mayor parte de los países de América latina, la red de bus funciona extremadamente bien y permite realizar largas distancias a pequeños precios.

Un viaje diferente e inolvidable

Más allá del sur, reserve algunos días para descubrir este país tan rico. No se pierda Río de Janeiro, el pan de Azúcar y el Corcovado, las playas de Copacabana y de Ipanema, el centro y el barrio de Santa teresa, sin olvidar una vuelta nocturna en Lapa. Visite Salvador de Bahía y sus históricas calles antes de poner rumbo hacia Praia do Forte para ver las tortugas marinas. Al sur, haga un stop en São Paulo antes de descubrir las Cataratas de Iguazú y la verde isla de Florianópolis. Los amantes de la naturaleza salvaje podrán igualmente visitar el Parque del Pantanal, que rebosa de una fauna y una flora dignas de la selva amazónica. Y finalmente, no se pierda las excursiones en Amazonia: ¡Cambio de aires garantizado!